FANDOM


PasadoEditar

Keisei nació dentro del clan Sosaku como el hijo del líder del clan en la aldea Tsukuru, como muchos esperaban Keisei estaba destinado a guiar el clan cosa que el aceptaba sin problemas ya que el deseaba proteger y guiar a su familia y compañeros lo mejor posible, por eso entrenaba arduamente con sus padres o sus amigos, al mismo tiempo que practicaba los trabajos del clan para convertirse en un gran líder.

Tragedia del clanEditar

Unos años después, Keisei estaba entrenando con su padre como de costumbre en la cascada a las afueras de la aldea, luego de terminar la sesión de entrenamiento, los dos se dirigían de regreso a la aldea pero se encontraron con la sorpresa de que la aldea estaba bajo ataque
Tsukuru en llamas

Tsukuru bajo ataque

por el Imperio, al darse cuenta de esto Keisei y su padre se apresuraron hasta que llegaron a la aldea, al ver a los aldeanos morir uno tras otro Keisei decide pelear pero su padre le dijo que fuera con su madre, en el camino Keisei fue atacado por uno de los soldados imperiales, a pesar de que fue capaz de darle buena pelea fue derrotado, al momento en que el soldado iba a dar el golpe final, los amigos de Keisei aparecieron justo a tiempo para distraer al soldado.

Tetsu: ¿Keisei, estas bien?.

Keisei: Si, Tetsu-ni.

Ruby (Aliviada): Que alivio, de todas formas tienes que salir de aquí.

Keisei (Sorprendido): Ni hablar, no me iré sin ustedes.

Gin: No te preocupes saldremos de esta

Keisei (Triste): De acuerdo... pero por favor regresen con vida.

Keisei viendo a su madre morir

Keisei enfurecido

Al momento en que Keisei se aleja, sus amigos comienzan a pelear contra el soldado imperial, a pesar de sus mejores esfuerzos fueron derrotados y asesinados facilmente, lo unico que Keisei podía hacer era correr hasta su casa, al momento de llegar a casa se encuentra con su madre y esta empieza a explicarle como sucedió todo en ese momento aparece su padre que está herido, antes de que pudieran escapar aparece el soldado.

Keisei (Sorprendido): Esa sangre... no me digas.

Soldado: Esos mocosos no fueron nada, y tu eres el siguiente.

Keisei (Enojado): !!Como te atreves¡¡.

En un ataque de rabia, Keisei comienza a atacar nuevamente al soldado imperial, al que logra darle un puñetazo en la cara sin embargo el soldado contraataca hasta que logra dejar a Keisei en el suelo, en cuanto Keisei trataba de levantarse el soldado comenzó a torturarlo haciéndole múltiples rasguños en su espada, al ver a su hijo ser herido la madre de Keisei aleja al soldado.

Ruri (Gritando): (Peleando) Ken, ¡llévate a Keisei y salgan de aquí!.

Ken: Entendido.

Keisei (Herido): (Se aleja) Mamá, no por favor.

Ken muriendo

Ken en sus últimos momentos de vida

Luego de alejarse de la aldea, Ken estaba curando las heridas de Keisei quien habia sido herido por uno de los soldados imperiales, en ese momento el mismo soldado imperial apareció con un ejército listo para atacar y asesinar tanto a Ken y a Keisei, al verse sin opciones Ken desenfunda su teigu Mata Mōrahi y comienza a pelear derrotando a cada uno de los soldados, hasta que el soldado lo apuñala con una daga envenenada, sin embargo Ken transforma a Mata Mōrahi en su forma ballesta y mata al soldado con las flechas de energía, al momento en que Keisei despierta empieza a llorar al ver a su padre al borde de la muerte.

Keisei (Triste): No, ¿porque?, no me dejes solo, papá.

Ken (muriendo): Keisei, hay una lección que debes escuchar... así que presta atención... porque esta... sera... la última vez que me escuches.

Keisei (Triste): (se seca las lágrimas) de acuerdo.

Ken (muriendo): La vida es bella... pero... también hay momentos en los que quisieras... estar muerto, en lugar de eso enfrenta esos malos momentos... si la vida... te hace... caer... tienes que levantarte con aún más fuerza.

Keisei (Triste): Entiendo, papá, me esforzaré por vivir y revivir nuestro clan (comienza a llorar).

Ken (Sonriendo): (entregando a Mata Mōrahi) Se que... lo harás... porque nunca... te rindes... hasta... el... final, adios... hijo mío (muere).

Keisei (Triste): (se seca las lágrimas) Papá... algún día cambiaré este imperio y también restablecere nuestro clan, definitivamente lo prometo, así que por favor vela por mi.

Unos días después de la masacre de su clan y la destrucción de su aldea, Keisei comenzó a viajar por fuera del imperio para entrenarse tanto en las artes de su clan como también para el combate, nueve años después Keisei llega al imperio listo para cumplir su objetivo.

Keisei (En su mente): A Pesar de que han pasado nueve años, sigue estando tan podrido como siempre, es hora de seguir.

El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.